Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Emiro Vera Suárez escriba una noticia?

Venezuela, ¿es un gobierno populista o popular?

31/10/2018 00:00 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

En nombre de Dios, pues, y en nombre de este sufrido pueblo, cuyos lamentos suben hasta el cielo

La Tecla Fértil

 

Cada día, la desnudez emocional nos arropa y todo resulta expectante, en medio de las colas en cada entidad bancaria, la gente se expresa y a cada hecho, expresa un relato, una fuerza descomunal, sale de sus labios, como un último aliento. Son voces fugaces, ya en la tarde ha pasado y lo demás, es un océano de noticias fugaces, emociones en directo, balbuceos. Es la fuerza del teatro y, este gobierno bolivariano es un teatro y, todo nos remite a un tiempo más pausado de historias digeridas y masticadas por el contexto social.

En nombre de Dios, pues, y en nombre de este sufrido pueblo, cuyos lamentos suben hasta el cielo cada día más tumultuosos, les suplico, les ruego, les ordeno en nombre de Dios: ¡cese la represión!” San Óscar Romero de América, obispo y mártir, canonizado por el papa Francisco el domingo pasado, selló con estas palabras la orden de su propio asesinato. “En nombre de este sufrido pueblo”: ¡Cómo desearíamos escuchar estas palabras hoy de la boca de sus hermanos en el episcopado!

En nombre de Dios, pues, y en nombre de este sufrido pueblo, cuyos lamentos suben hasta el cielo cada día más tumultuosos, les suplico, les ruego, les ordeno en nombre de Dios: ¡cese la represión!” San Óscar Romero de América, obispo y mártir, canonizado por el papa Francisco el domingo pasado, selló con estas palabras la orden de su propio asesinato. “En nombre de este sufrido pueblo”: ¡Cómo desearíamos escuchar estas palabras hoy de la boca de sus hermanos en el episcopado!

¿Dónde están los profetas que se oponen a la corrupción, la violencia y la impunidad?

Y, en Venezuela deseamos reposar de tanto atropello ético y ya la corrupción, rebasó los límites, al que lleva el gas a domicilio, al agüero, Bodero y las trabajadoras y vigilantes debemos darle un producto alimenticio.

No hay comparación posible entre la represión y la explotación por parte de la oligarquía derechista, todas parecen iguales, el lamento de las personas sufridas y de la Madre Tierra sube hasta el cielo.

Y esto ocurre en un país, cuyo Gobierno, según su propio criterio, habla en nombre del pueblo, lo escucha y lo representa. Desde ciertos puntos de vista, no se puede negar incluso que esto es cierto. Y, sin embargo, también en Venezuela es necesario escuchar y no hacer callar los lamentos del pueblo sufrido y de la naturaleza. Quizás es precisamente por este hecho de que el Gobierno se llame popular, ¿quién puede representar al pueblo sufrido frente a y en contra de un Gobierno popular?

No hay comparación posible entre la represión y la explotación por parte de la oligarquía derechista

 ¿Dónde están los representantes de la Iglesia que alzan la voz –como el santo profeta– “en nombre de este sufrido pueblo”?


Sobre esta noticia

Autor:
Emiro Vera Suárez (1299 noticias)
Visitas:
3413
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Etiquetas

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.