Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Neofronteras escriba una noticia?

Senescencia celular en ratas topo

5
- +
11/02/2018 15:26 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Un estudio muestra que las ratas topo no eliminan sus células senescentes.

Parece que las ratas topo (Heterocephalus glaber) están de moda en el mundo de la investigación, pese a su fealdad obvia.

Vimos hace poco que estos roedores presentan una increíble longevidad que les hace vivir hasta más de 30 años. Se sabe, además, que son muy resistentes a las enfermedades ligadas a la edad. Por esta y otras razones, estos animales son modelos animales ideales para investigar en los laboratorios procesos como el cáncer o el envejecimiento.

Vera Gorbunova, Andrei Seluanov y Yang Zhao (todos de University of Rochester) han estudiado este animal para comprobar si exhiben en concreto un tipo de mecanismo celular anticanceroso denominado senescencia y, si es así, cómo podría funcionar este mecanismo de forma diferente al de otros animales de vida relativa más corta. Han publicado sus resultados recientemente.

La senescencia celular es una adaptación evolutiva que detiene la división celular y con ello evita que las células dañadas se reproduzcan sin control y puedan dar lugar a un proceso canceroso. Pero ello tiene un efecto secundario: la detención de la división celular acelera el proceso de envejecimiento.

En Estudios previos se indicaba que, cuando las células alcanzaban la senescencia y eran eliminadas del cuerpo de roedores, entonces estos tenían una mejor salud y una vida más larga comparados con los roedores de control que habían seguido un proceso de envejecimiento normal que mantenía este tipo de células intactas.

Entonces se especuló con una posible fuente de juventud en la que un hipotético tratamiento eliminara este tipo de células en humanos y que así se consiguiera mejorar nuestra salud y alargar nuestras vidas, quizás a través de algún agente senolítico que matase a estas células.

La pregunta es si esta eliminación de células senescentes realmente es la clave para prevenir o incluso revertir una enfermedad relacionada con el envejecimiento como el cáncer.

El problema es que el envejecimiento y el cáncer tienen intereses opuestos. Para evitar el cáncer totalmente lo idea sería parar la división celular. Pero para evitar el envejecimiento lo ideal es que la células sigan dividiéndose para que las nuevas células vayan reemplazando los tejidos.

Gorbunova y Seluanov han identificado varios mecanismos que contribuyen a la longevidad y resistencia al cáncer de las ratas topo, incluido el producto químico HMW-HA, pero creen que hay más piezas en el rompecabezas.

En este nuevo estudio, estos investigadores y colaboradores compararon la respuesta senescente de la ratas topo con las del ratón, que vive diez veces menos. Querían saber si tenían células senescentes o si tenían algún mecanismo mediante el cual se deshacían de ellas. Se sospechaba que podía ser así.

Sin embargo, lo que encontraron es que las ratas topo sí tenían células senescentes y, pese a todo, vivían más y estaban más sanas. Así que la eliminación de este tipo de células no jugaba un papel en su larga y sana vida.

Encontraron que, pese a las ratas topo exhibían un senescencia celular similar a la de los ratones, sus células senescentes mostraban una característica única que podría contribuir a la resistencia frente al cáncer y alargar la longevidad.

En los ratones, a estas célula senescentes se les impide dividirse, pero siguen metabolizando aparentemente igual. En las ratas topo hay un mecanismo extra que inhibe más los procesos metabólicos en este tipo de células senescentes a las que se les ha impedido dividirse. Esto otorgaría a la ratas topo una alta resistencia a los daños provocados por la senescencia celular.

En este proceso de la senescencia, todo está más organizado en las ratas topo que en los ratones. Básicamente, las células senescentes no son eliminadas, pero se les impide que hagan daños.

Aunque la evolución de una vida más larga no elimina la senescencia celular, una respuesta más estructurada a la misma puede que tenga una base evolutiva.

"Creemos que hubo algo de estrategia durante la evolución de las ratas topo que les permitió tener unos cambios más sistemáticos en sus genes y tener más caminos orquestados siendo regulados. Creemos que esto es beneficioso para la longevidad y la resistencia al cáncer", dice Zhao.

Copyleft: atribuir con enlace a http://neofronteras.com/?p=5989

Fuentes y referencias:

Artículo original.

Foto: University of Rochester photo/J. Adam Fenster.


Sobre esta noticia

Autor:
Neofronteras (1132 noticias)
Fuente:
neofronteras.com
Visitas:
34
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.