Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Antonio Lerma Garay escriba una noticia?

Cuatro Noches con Elsa Aguirre en Mazatlán

18/12/2018 21:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Cuatro Noches con Elsa Aguirre en Mazatlán ©Antonio Lerma Garay

Sin lugar a dudas una de las mujeres más bellas de la «Época de Oro del Cine Mexicano» lo fue la chihuahuense Elsa Irma Aguirre Juárez, mejor conocida como Elsa Aguirre. Su belleza la llevó a debutar en el cine con apenas quince años de edad en la película «El Sexo Fuerte, » del director Emilio Gómez Muriel, estrenada el 23 de mayo de 1946. Catorce producciones después, seis años más tarde, protagonizó una comedia cuya trama se ubica en el la Tierra de Venados; sí, en Mazatlán. Dirigida por Raúl de Anda y estrenada el primero de febrero de 1952, «Cuatro Noches Contigo» es la historia de Elsa Peralta, Elsa Aguirre, de su padre, el gobernador Peralta, Domingo Soler, y de Luis Galán, Luis Aguilar, un vendedor convencido de que las mujeres son malas por naturaleza.

En el aeropuerto de una ciudad no determinada del noroeste de México, Elsa está a punto de huir a la Ciudad de México en un vuelo comercial para encontrarse con su nuevo enamorado y, a la vez, huir de su posesivo padre. Pero en cuanto el aeroplano va a despegar, el gobernador en persona ordena detenerlo y bajar de él a su enamoradiza hija. Obligada a regresar al hogar paterno, Elsa no se da por vencida y hace un plan para reunirse con el hombre de quien se ha enamorado, de nombre Joaquín de Orizaba. A escondidas, sale de su casa y va a una casa de empeño para empeñar sus joyas y conseguir el dinero necesario para viajar en tren desde esa ciudad no precisada hasta la capital. Pero su plan comienza a fallar y con el dinero que ha conseguido apenas le alcanza para un boleto de segunda clase a Mazatlán.

Ya a bordo del ferrocarril conoce a Luis, un vendedor de tequila marca «Pechuga de Ángel», un borrachín decepcionado de las mujeres debido a un fracaso amoroso. Pero al enterarse de la nueva fuga de su hija, el gobernador moviliza a todos sus agentes para buscarla, y al llegar a San Blas abordan el tren aunque infructuosamente. No obstante, uno de los investigadores le ha informado a Luis que la mujer es prófuga y que el gobernador mismo ha ordenado su detención. Al ser cuestionada, la mujer le inventa una historia ganándose su comprensión.

En estación del ferrocarril de Mazatlán ya la policía la espera, pero él, condescendiente, no duda en ayudarle a evadirse. En un par de segundos, la cámara recorre Olas Altas desde el cerro de la cruz teniendo como vista principal el cerro de la nevería. La pareja va a hospedarse al hotel, hotel, hotel... no tiene nombre ese hotel. Pero como ella no quiere pasar la noche con un desconocido se va a la plazuela, la plazuela, la plazuela...sepa Dios cuál. Ya ahí, ante el riesgo de ser tomada por prostituta, Elsa se ve obligada a acompañar a un rudo marinero y beberse un «submarino con torpedo» en el «Cabaret El Tiburón.» Muy pronto se da cuenta de que Luis era una mejor opción como compañero que aquel rudo hombre de mar, y ni qué decir de sus compañeros.

Pero, ¿es posible que la caprichosa hija de un gobernador y un simple agente de ventas terminen enamorados en cuatro noches? Pues dicen que Cupido es invencible y que para él no hay muralla infranqueable cuando se trata de enlazar dos corazones con sus certeras flechas.

Es obvio que ni aquel hotel o dicho bar, ni la playa o plaza que se ven son Mazatlán, excepto la toma en mención. Y sí, la trama de inmediato nos recuerda a «Sucedió Una Noche, » de Frank Capra. Pero bien vale la pena escuchar ahí a la cantante, al parecer Concepción Martínez, interpretar «Ay mi Mazatlán», o a Luis Aguilar con «Noches de Mazatlán» sin olvidar, por supuesto, admirar la belleza natural de Elsa Aguirre. Por último, no importa que sean escenarios dentro de un estudio cinematográfico, lo verdaderamente importante es el papel preponderante que aún tenía Mazatlán en la vida nacional, en el cine nacional.

(Imagen de Mazatlán tomado de la película «Cuatro Noches Contigo», póster disponible en internet)

¿Desea ver esta producción? Simplemente cheque en este enlace: https://www.youtube.com/watch?v=kCo_orHDDHo


Sobre esta noticia

Autor:
Antonio Lerma Garay (105 noticias)
Fuente:
antoniolermagaray.blogspot.mx
Visitas:
1826
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Lugares

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.