Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Política escriba una noticia?

La economía se recupera con Renzi, pero los italianos apenas lo notan

30/11/2016 13:40 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Para el jefe de Gobierno italiano, Matteo Renzi, que este domingo se juega gran parte de su futuro político en un referéndum constitucional, las cifras lo demuestran: la economía comenzó a recuperarse tras su llegada al poder, en febrero de 2014.

En los 1.000 primeros días de su gobierno de centroizquierda, el PIB creció un 1, 6% y el consumo, un 3%, mientras que el déficit cayó 0, 4 puntos porcentuales y el endeudamiento ha bajado de 43.000 millones de euros desde el verano pasado, destacó Renzi la semana pasada.

Antonio Medugno, electricista en Nápoles (sur), tiene otras cifras en mente: "A los 36 años, y pese a tener trabajo, tengo que vivir en casa de mis padres", explica a la AFP.

Y no es el único: más de dos tercios de los jóvenes de 18 a 34 años viven todavía con sus padres, a menudo por falta de recursos.

"Mi padre tiene 63 años, es portero en una escuela y gana 950 euros al mes después de haber trabajado toda la vida. Con estos salarios miserables, ¿cómo se hace para vivir?", se pregunta este joven, propietario de una empresa con dos empleados.

Entre estas dos realidades se encuentra toda la ambigüedad de la economía italiana, cuyo crecimiento en efecto se reparte por el territorio, pero no lo suficiente como para verdaderamente cambiar las cosas en la vida cotidiana de la gente.

El crecimiento "es muy débil desde hace décadas", observa Pietro Reichlin, profesor de economía de la universidad LUISS de Roma, consultado por la AFP.

image

El problema de fondo es el retroceso constante de la competitividad: aunque hay pequeñas y medianas empresas -pymes- con buen desempeño, especialmente en el sector agroalimentario o en el de lujo, muchas otras no logran hacer frente a la competencia internacional, en el sector textil, por ejemplo.

"Es un problema que no se puede resolver en una sola legislatura", destaca Reichlin.

- Bancos reticentes -

Otro problema "estructural": el crédito. Los bancos italianos son reticentes a prestar dinero debido a la masa de créditos dudosos que acumulan por cerca de 360.000 millones de euros.

Más sobre

Aquí también son las pymes más expuestas a la competencia las que más sufren. Para ellas, "la contracción del crédito siempre resulta más difícil", a pesar de que muchas de ellas tienen bases sólidas, advierte Alberto Baban, que representa a las pymes italianas ante la Confindustria, la patronal italiana.

Para este empresario oriundo de la región de Venecia (noroeste), fabricante de cápsulas y tapas de envases, las medidas adoptadas por el gobierno de Renzi recompensan la innovación y el riesgo.

image

Las inversiones se benefician, por ejemplo, de deducciones fiscales importantes, algo que se acentuará en 2017 si la ley de finanzas, ya votada por los diputados, es aprobada en el senado.

Sin embargo, para la mayoría de las pymes, los escasos créditos y los elevados costes de producción siguen siendo un obstáculo al desarrollo, explica Baban.

Ante un sistema bancario muy disperso, el ministro de Economía y Hacienda, Pier Carlo Padoan, ha implementado un reagrupamiento de los bancos populares.

Aún así, la situación sigue siendo tensa en los mercados financieros: el índice de los bancos italianos ha caído casi un 50% desde principios de año en la Bolsa de Milán.

El otro momento económico importante del gobierno fue la adopción en 2015 -a pesar de la oposición de los sindicatos y de los 'rebeldes' del Partido Demócrata de Renzi- del 'Jobs Act', una reforma laboral que ha flexibilizado las condiciones de despido y alienta a las empresas a ofrecer contratos fijos.

También en este caso las cifras hablan a favor del jefe de gobierno italiano: la república cuenta con 656.000 personas más con empleo, entre ellas 487.000 por tiempo indeterminado, y 665.000 inactivos menos.

La tasa de desempleo ha caído más de un punto porcentual.

image

Para la Confederación General Italiana del Trabajo (CGIL), el principal sindicato italiano, los números son otros.

"En tres años, cedimos 35.000 millones de euros a las empresas, incluyendo 18.000 para la creación de empleos, y apenas se crearon 250.000; es poco para lo que costó y para los derechos que se perdieron", señala a la AFP Massimo Gibeli, uno de los dirigentes del sindicato.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Política (31941 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
1452
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.