Globedia.com

×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Alejandro Holmes Heins escriba una noticia?

Demasiadas Lisonjas

25/06/2009 00:12 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

La reunión entre Michelle Bachelet y Barack Obama. Pese a el encuentro distendido de ambos, permite advertir las intenciones de la Casa Blanca respecto al rol que le gustaría que Chile jugara en la región

El encuentro de ayer en la Casa Blanca entre Michelle Bachelet y Barak Obama, más allá del encandilamiento que produjo en la prensa chilena y de querer por parte de ésta fotografiarse con el mandatario norteamericano, no impidió que nos percatáramos, pese a la mediatización televisiva, el interés de Washington por exacerbar las cualidades y calidades de Chile tanto en el plano político como económico. Las alabanzas efectuadas por el anfitrión quedaron registradas en magníficas tomas efectuadas por los enviados de los canales de televisión chilenos y que fueron complementadas con despachos de reporteros y reporteras que mostraban una actitud casi de regocijo frente a la experiencia recién dejada atrás. A ello se sumó la propia Bachelet, quién le devolvió los cumplidos con la exagerada afirmación de que en Chile era visto y apreciado como un "ídolo" por lo que estaba haciendo y representaba su liderazgo mundial. Como si eso fuese insuficiente, digirió completamente el "néctar de los halagos", lo que la estimuló a refregar la majadería de los criticones que pululan en nuestra propia y provinciana aldea y que no aprecian ni valoran del mismo modo como se nos observa desde el mismo "Vaticano del Poder". Tanta palabra y conceptos gratificantes eran el críptico lenguaje del huésped para camuflar algo que sinceró en el devenir de su intervención: que nuestro país sea o se transforme en el paradigma que irradie junto a Brasil políticas que robustezcan la democracia y el crecimiento económico, en parangón a otros liderazgos que emergen en la región como los de Lugo en Paraguay, Correa en Ecuador y Evo Morales en Bolivia y cuyo guaripola, a no dudar, es Hugo Chávez. Cabe preguntarse si tanta exaltación retórica, reconocimiento y aplauso, son los primeros síntomas de un rediseño estratégico por implantar un modelo neoliberal en la región en vez de optar por los anacrónicos estilos de intervención militar norteamericana que tanto estropicio causaron en América Latina.

Digirió completamente el "néctar de los halagos", lo que la estimuló a refregar la majadería de los criticones que pululan en nuestra propia y provinciana aldea


Sobre esta noticia

Autor:
Alejandro Holmes Heins (19 noticias)
Visitas:
2141
Tipo:
Opinión
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.